¿Son racionales los pronósticos de inflación? Una discusión sobre la base de la Encuesta de expectativas del BCU

La hipótesis de expectativas racionales ha representado un avance metodológico clave en el estudio de los problemas económicos en los cuales los agentes deben predecir variables desconocidas. Si bien la hipótesis de conformación de las expectativas no altera los efectos de largo plazo de la política monetaria, la asunción de expectativas adaptativas o racionales genera procesos de ajuste de corto plazo ante shocks monetarios notoriamente diferenciados.

El supuesto de expectativas racionales ha probado ser extremadamente poderoso en el pasado y ha constituido un marco útil para pensar acerca de los temas de credibilidad y diseño institucional. No obstante, la aplicación tradicional de los modelos de expectativas racionales supone también numerosas limitaciones que han sido señaladas por la investigación reciente en el tema, las que exploran varios caminos para mejorarlo.

Este trabajo pretende aportar evidencia sobre cómo se forman las expectativas inflacionarias y en qué medida la gente aprende de su experiencia. En otras palabras, sobre cuál es la relación entre los supuestos estándar de la teoría económica y la formación de las expectativas en la práctica.

En concreto, sobre la base de la aplicación de un conjunto de test estadísticos propuestos por Ash, Easaw, Heravi y Smyth (2001) se indaga sobre la racionalidad de los pronósticos de inflación de la Encuesta Selectiva de Expectativas que releva entre analistas e instituciones el Banco Central del Uruguay. La evidencia recogida permite concluir que dichas expectativas de inflación aparentan ser “débilmente racionales” cuando refieren a horizontes de mediano plazo, y que los analistas parecen no aprovechar en esos pronósticos toda la información disponible. Las expectativas inflacionarias a un mes si parecen adecuarse a lo que postula la teoría tradicional de expectativas racionales.

Descargar/Download

Más vistos

Rebaja salarial y empleo: Los trabajadores perdieron 800 millones de dólares en un año.

Autor: Carlos Grau Pérez * Tú ves las cosas y te preguntas ¿Por qué? En cambio yo sueño y digo ¿Por qué no? (1) En China durante el gobierno...

Impuesto del 1% a la enajenación de semovientes. Evolución y propuesta de cambio.

Autor: Gustavo Viñales Guillama (*) Un poco de historia tributaria El denominado comúnmente cómo “impuesto del 1% a la enajenación de semovientes”, es un impuesto creado...

Fiscalidad Inter-gubernamental y Sistema de Transferencias Financieras entre el Gobierno Nacional y los Gobiernos Departamentales de Uruguay

Autores: Fernando Lorenzo, Gustavo Viñales, Juan Pablo Jiménez, Fedora Carbajal y Rafael Mosteiro Resumen: En este trabajo se presentan los fundamentos económicos de los distintos mecanismos que conforman...

Inflación nuevamente estable en mayo, y se prevé una moderación en junio

La inflación mensual se ubicó en 0,5% en mayo, una cifra acorde a lo esperado (se ubicó dentro del intervalo de probabilidad de 50%...

La economía crece 0,6% en términos desestacionalizados durante el primer trimestre de 2022

La información de Cuentas Nacionales publicada de hoy por el Banco Central del Uruguay (BCU) da cuenta de un aumento de la actividad económica...

Noticias relacionadas